Seguramente ya te habrás dado cuenta, pero últimamente los productos realizados con silicona orgánica están de moda. Este tipo de material se utiliza por ejemplo para utensilios de cocina, para fines médicos y ahora se está extendiendo en con gran rapidez en el sector de la puericultura. Precisamente, a través de la marca Shom, Baby Essentials ha lanzado recientemente un portachupetes mordedor y una tapa de vaso universal para niños pequeños. Pero, ¿por qué es tan beneficiosa la silicona orgánica alimentaria? Te damos todas las claves a continuación.

1 – La silicona es un material antibacteriano

La silicona orgánica es un material que evita la proliferación de bacterias como sí ocurre por ejemplo en los plásticos. El motivo es que la naturaleza del material lo convierte en incompatible con el crecimiento microbiológico.

2 – Es inodora e insípida

Además, no sabe y no huele a nada. Si preparas un alimento en un molde de silicona orgánica para cocinar al vapor no le traspasa ningún sabor a la comida. Lo mismo pasa con los mordedores para bebés, no genera ningún sabor. Puedes hacer la prueba tu misma.

3 – Son altamente resistentes

La silicona orgánica tiene una fuerte resistencia a cambios de temperatura. Desde -60ºC hasta 260ºC aguantan perfectamente. Por ese motivo se utiliza tanto para preparar comida en el microondas. Además, también tienen tendencia a volver a su posición original aunque los retuerzas fuertemente. Mucho te tienes que esforzar para romper algo hecho enteramente con silicona. Y también son bastante aislantes del calor.

4 – Son fáciles de limpiar

Relacionado con el punto anterior también tenemos la ventaja de que se pueden limpiar de forma fácil y sencilla introduciéndolo en el lavavajillas. Las altas temperaturas dentro de éste no le afectarán para nada y luego se secará fácilmente. Aunque no es un material completamente hidrófobo sí que tiene cierta capacidad para repeler el agua.

5 – Son antiadherentes

Si lo utilizas para cocinar, ten por seguro que no se te pegará la comida a la silicona. Por lo general, es difícil que se queden pegados restos de comida u otras sustancias a un material hecho con silicona.

6 – Sin BPA

Para hablar de este punto antes hay que saber qué es el BPA, también conocido como Bisfenol A. Desde hace décadas se tiene consciencia de que esta sustancia, presente en los plásticos, es nociva para la salud. Un informe de 2010 elaborado por la agencia estadounidense encargada de la alimentación y los medicamentos desaconsejaba su utilización para fetos, bebés y niños pequeños. Entre los efectos nocivos detectados por numerosos estudios se encuentran los efectos sobre el sistema reproductor humano, efectos sobre el cerebro, sobre el metabolismo, sobre el sistema cardiovascular, sobre la tiroides, sobre el sistema inmunitario, sobre el intestino e incluso podrían ser los iniciadores de varios procesos carcinogénicos.

Ni el BPA, ni ningún otro elemento potencialmente tóxico, está presente en la silicona. Es por ello que es muy recomendable su utilización en chupeteros o en otros productos que vayan a ser utilizados por bebés.

Productos de silicona orgánica alimentaria

Portachupete mordedor Shom

100% silicona orgánica alimentaria

7.99 €

Más información

Tapa de vaso universal Shom

100% silicona orgánica alimentaria

3.50 €

Más información
Artículo publicado en la sección Alimentación y lactancia con las etiquetas ,
The following two tabs change content below.

Vicente Trilles

Ingeniero Informático con interesantes incursiones en el mundo del periodismo.